martes, 23 de febrero de 2010

Sigo tu rastro ...




Hazme saber, Amor, donde apacientas,


Dó guías tus rebaños, dónde vagas,


No huelle tras las ínsulas aciagas


Las rutas de la tarde cenicientas.



Tu grey, oh tierno Amor, dó la sustentas


Y con pastos riquísimos halagas,


Mientras mi torpe corazón amagas


Con sendas largas, y con horas lentas.



No principie a seguir de los pastores


Los dispersos rebaños. Vida mía;


Muestra, lejos, el sol de tus amores;



¡dime dónde apacientas todavía!,


y seguiré tu rastro entre las flores


por los fuegos del áureo mediodía.


C.Urquiza

12 comentarios:

El ave peregrina dijo...

Hermosa entrada pastoril...donde el amor cruza a través de esas flores que tratas de seguir.

Un agarimoso saludo.

Alma dijo...

Sigo Tú rastro
y por eso te hallo
y me reencuentro
en todo lo creado.

Recibe un regalo mío.

Besitos por este instante tan bello que me has hecho sentír.

sankaradas dijo...

Hola Peregrina.

"¡Dime dónde apacientas todavía!,
y seguiré tu rastro entre las flores"

PRECIOSO!!!!

Peregrina dijo...

Hola Ave.P

Sobre todo seguimos a la expresión del amor en nuestro interior ...solo eso nos arrancará la eterna sonrisa ...como cuando uno encuentra al AMADO...

Un beso amiga.

Peregrina dijo...

Es bello el instante porque TU eres bella.

Un abrazo fuerte.

Peregrina dijo...

Me quedo con la belleza de este trocito que tu has elegido...y volamos juntos....amigo Sankaradas.


"¡Dime dónde apacientas todavía!,
y seguiré tu rastro entre las flores"

Que tu dia esté lleno de flores encontradas.

Z. dijo...

Verdaderamente hermoso, sin palabras, sólo gracias por esta elección.
Un abrazo!

Peregrina dijo...

Hola Zanara.

Me encanta cuando encuentro algo bello para compartir...es la magia de la comunión que existe...entre tu y yo.

Un abrazo grande.

alma dijo...

Horas lentas cuando se siguen rastros...

Peregrina dijo...

El corazón palpitante...,
horas lentas...presintiendo el encuentro...eso basta.

Un abrazo querida Alma.

En el Ser... dijo...

Querida Peregrina

Hermoso poema.
"Hazme saber, Amor, donde apacientas..."
Y seguiré tu rastro...hasta reencontrarnos en lo divino.
Gracias
Un gran abrazo
Maribel

Peregrina dijo...

Me basta con cerrar los ojos y entrar.., ahi te encuentro ..amado.


!A veces estas lejos y otras...tan cerca !

Un abrazo Maribel...en el gozo del encuentro.